Errores Trinitarios - Arrianismo

 

El Arrianismo se desarrolló alrededor del 320 d.C. en Alejandría de Egipto. Se trata del error concerniente a la persona de CRISTO y su nombre proviene de Ario de Alejandría.

Este, por su enseñanza doctrinal, fue exiliado a Iliria en 325 d.C., después que el Primer Concilio de Necea condenó su enseñanza como herejía. Fue la más grande de herejías que hubo en los principios de la Iglesia que desarrolló un significado seguimiento.  Algunos dicen que faltó poco para que se apoderara de la Iglesia. Ario enseñó que solo DIOS el PADRE era eterno y demasiado puro e infinito para aparecer en el mundo, así que por esto DIOS produjo a CRISTO, el HIJO, de la nada, como la primera y  gran creación. Por consiguiente, El HIJO, fue el que creó el Universo.  Por causa de que la relación de hijo no es de naturaleza con la del HIJO y el PADRE, es, entonces, adoptiva.  DIOS adopta a CRISTO como HIJO y aunque CRISTO fue una creación, por su gran posición y autoridad, debía ser adorado y aún reconocido como DIOS.  Además, algunos Arrianos hasta dicen que el ESPÍRITU SANTO fue la primera gran creación del HIJO.

En la encarnación de JESÚS, los Arrianos afirmaban que la calidad divina del HIJO (el LOGOS) reemplazó el aspecto humano y espiritual de JESÚS y así niegan la toda y completa encarnación de DIOS el HIJO, la segunda persona de la Trinidad. Al afirmar que CRISTO, el HIJO de DIOS, es una cosa creada y que se le debía adoración, los Arrianos estaban abogando por la idolatría.

 

 

[ Volver ] [ ir arriba ]